Desde Historias Pulp os traemos hoy una lectura interesantísima para los que no la conozcáis ya, puesto que todos estamos más o menos inmersos en este tipo de lecturas.

El Libro de Enoc, del que en el Seminario Internacional Teológico Bautista El Libro de ‘Enoc, hacen la siguiente e interesantísima reflexión:

<<Mencionan al Libro de H’Enoc las epístolas canónicas de Judas (6 y 14-16) y 2 Pedro (2:4), así como la no canónica de Bernabé y los escritos de Justino (100-165), Atenágoras (170); Tatiano (110-172); Ireneo, Obispo de Lyon (115-185); Clemente de Alejandría (150-220); Tertuliano (160-230); Lactantio (260-325) y además los de Metodio de Fili po, Minucius Felix, Comodiano y Prisciliano (m. 385). Evidentemente tiene un trasfondo judaico y gnóstico muy marcado (la referencia permanente a un Génesis y la referencia permanente a la separación del bien y el mal separando carne de espíritu), también está lleno de contactos angélicos y abducciones, y pertenece al orden de la llamada literatura de género apocalíptico. En cuanto a la soteriología, obsérvese el énfasis sobre la apelación a una conducta retributiva hacia el “Señor de los espíritus”. Prácticamente la salvación está contada en términos de imprecación y castigo, y no de rogativa a favor de los injustos necesitados de ella.>>

Para que lo podáis leer si es así vuetra voluntad os compartimos El Libro de Enoch. Una obra que Lovecraft menciona en su extenso estudio sobre el Horror Sobrenatral en la Literatural de la siguiente forma:

Al ser una forma literaria tan íntimamente relacionadas a las emociones primitivas, el evento de terror es tan antiguo como el pensamiento y el habla humanos.

El horror cósmico figura preponderantemente en el antiguo folklore de todas las razas y cristalizó en las baladas, crónicas y escrituras sagradas. Era, sin duda, un rasgo primordial de los rituales mágicos, con sus invocaciones de demonios y espectros, y que alcanzaron su mayor desarrollo en Egipto y entre los pueblos semíticos. Fragmentos tales como el Libro de Enoch y el Claviculae de Salomón ilustran claramente la pujanza de los elementos sobrenaturales en las mentes del Oriente antiguo, y sobre esas ideas se asentaban unas tradiciones cuyos ecos se han extendido hasta nuestros días. Esos temores trascendentales se reflejan asimismo en la literatura clásica de Occidente, y se acentuaba mucho más aún en la tradición de las baladas legendarias paralela a la corriente clásica, pero que desapareció por falta de testimonios escritos. La Edad Media, sumida en fantásticas tinieblas, dio un gran impulso a las representaciones trascendentales, y tanto en Oriente como en Occidente se trató de preservar y ampliar el sombrío legado extraído tanto del folklore como de la magia y los textos cabalísticos, que había llegado hasta ellos. Las brujas, los hombres-lobos, los vampiros y otras criaturas tremebundas, estaban en labios de las ancianas y también de los poetas populares, y era muy corto el paso que faltaba dar para rebasar los límites que separaban a los relatos orales de la composición literaria. En Oriente, los cuentos sobrenaturales tendían a un virtuosismo pleno de matices que casi los transmutaba en la más pura fantasía. En cambio, en Occidente, entre los místicos teutones que habían llegado desde sus tenebrosas selvas boreales y los celtas con sus extraños rituales druídicos, las leyendas sobrenaturales asumían una intensidad ominosa y se rodeaban de una atmósfera de convincente gravedad que duplicaba la potencia de unos horrores a medio explicar y apenas insinuados.

Descarga en PDF de EL Libro de Enoch

El Libro de Enoch

El Libro El Libro de Enoch es  un libro que data del periodo intertestamentario, es decir, entre el periodo que hubo entre la redacción del Antiguo y el Nuevo Testamento.

¿Por qué os lo facilitamos en Historias Pulp? Porque es una parte fundamental de la historia de los libros que podemos enmarcar en los orígenes del cuento o relatos de terror junto con otras obras similares de la antigüedad.

Al ser citado de esta forma por H.P. Lovecraft en su Obra de investigación El horror sobrenatural en la Literatura, creemos que no está de más echarle un vistazo, sobre todo, pors su enigmática escritura y por los acontecimientos terroríficos que relata.

Seminario Internacional Teológico Bautista El Libro de ‘Enoc

El Libro de ‘Enoc

(H’e’enukk)

Mencionan al Libro de H’Enoc las epístolas canónicas de Judas (6 y 14-16) y 2 Pedro (2:4), así como la no canónica de Bernabé y los escri- tos de Justino (100-165), Atenágoras (170); Tatiano (110-172); Ireneo, Obispo de Lyon (115-185); Clemente de Alejandría (150-220); Tertuliano (160-230); Lactantio (260-325) y además los de Metodio de Fili po, Minucius Felix, Comodiano y Prisciliano (m. 385). Evidentemente tiene un trasfondo judaico y gnóstico muy marcado (la referencia permanente a un Génesis y la referencia permanente a la separación del bien y el mal separando carne de espíritu), también está lleno de contactos angélicos y abducciones, y pertenece al orden de la llamada literatura de género apocalíptico. En cuanto a la soteriología, obsérvese el énfasis sobre la apelación a una conducta retributiva hacia el “Señor de los espíritus”. Prácticamente la salvación está contada en términos de imprecación y castigo, y no de rogativa a favor de los in- justos necesitados de ella.

 

534total visits,1visits today