16 julio, 2024

La película Evil Dead de 1981, dio origen a una de las sagas de películas de serie B más queridas, en buena parte gracias al carisma de su personaje principal: Ashley Williams, interpretado por Bruce Campbell. Sin embargo, la obra original, llamada en España Posesión Infernal, a pesar de su enfoque predominante en el horror de la violencia, el terror y el suspense, ya denotaba ese estilo de cinematografía vibrante de Sam Raimi del que solo ha ido dejando pequeñas pinceladas en contadas películas de su filmografía como director. Una forma de exageración de las emociones y de las sensaciones a base de planos insólitos e intrépidos que el cuidado montaje convierte en secuencias que erizan la piel con una innovadora combinación de tensión y vértigo. Una evolución, a nuestro parecer, del estilo de cine que Darío Argento y sus colegas desarrollaron en la década de 1970, pero lo suficientemente distinto y personal como para no pensar en todo ello como una referencia, siquiera.

Es más en ese personal estilo que en la temática en sí donde podemos ver la auténtica dificultad a la hora de afrontar esta convocatoria de relatos. El desatado horror gráfico, el suspense y su mezcla con el humor irónico y el físico son complicados de emular o superar en un relato escrito. Aun así, nuestros participantes se han atrevido a crear sus propias historias, llenas de posesiones, invocaciones, mutilaciones, desviaciones y espeluznantes defenestraciones.

Un variado repertorio de experiencias que llenarán las horas de entretenimiento de todo aquel que experimente la próxima Revista Historias Pulp #7: Evil Dead, y a la altura de las cuales esperamos estar en el desarrollo del monográfico acostumbrado y, quizás, algún que otro relato adicional por nuestra parte.

Ganador del Séptimo Concurso Historias Pulp: Evil Dead

Daniel Canals Flores, con su relato

El Cubo Infernal

-El relato ganador se vale de la premisa de un viaje al interior de la conciencia, más allá de los límites de la propia alma, con el fin de lograr explorar los auténticos dominios infernales. Aparte de la cuidada introducción en los detalles del experimento, con el desarrollo de personajes carismáticos y estrafalarios, el autor sorprende con algunas pinceladas de humor que, sin parecerse, recuerdan en esencia a las lacónicas y extemporáneas observaciones del personaje principal de la saga Evil Dead, Ash Williams, en su etapa más madura. A pesar de la naturaleza metafísica de la historia, hay momentos de desatada y horrorosa violencia que harán sentirse recompensando a cualquier fan del gore.-

Mención especial

Diego Mariano Giménez Salas, con su relato

Cadenas para un ataúd

-Esta corta obra maestra se atreve a especular con la naturaleza no solo del alma, sino del mismo universo, a la vez que sumerge al lector en un vertiginoso pozo sin fondo de lúgubre predestinación. Como es habitual en los relatos del autor en estas convocatorias, la narración deshilacha con mesura el tejido de la razón para tratar de dar forma a cosas que jamás la tendrán. El suspense no deja de crecer al tiempo que se desarrollan los personajes, enfrentados en algo mucho más transcendental que una mera visión filosófica…-

Seleccionados para su publicación en la Revista Historias Pulp #7: Evil Dead:

Ash(es) to Ashes, de Israel Montalvo

Canal de pago, de Julián Sánchez Caramazana

El espejo escarlata, de Hemil García Linares

El nacimiento del muerto, de Dan Aragonz

El restaurador, de Rodrigo Tavella

Final de la presentación, de Carlos Enrique Saldívar

Horrorismo, de Aitor Anaut

Lo sabrán hasta tus muertos, de Ernesto Rubio Sánchez

Nosotros los poseídos, de Jorge Zarco

Tenebrum Perpetum, de Santiago Gutiérrez

Total Page Visits: 11972 - Today Page Visits: 3